Home / ACTUALIDAD - 2 / REFLEXIONES: ¿Por qué esperar los momentos difíciles?

REFLEXIONES: ¿Por qué esperar los momentos difíciles?

 AYUDAME A SALVAR UNA VIDA 

 

Hola amigos, ¿qué tal? ¿Por qué esperar los momentos difíciles para invocar a Dios? Me he pasado la vida escuchando personas decir que no creen en Dios, viendo la indiferencia de otros frente a las cosas de Dios, escuchando barbaridades en contra de Dios y en verdad que me dan pena.

Sin embargo ver como la ciencia provocó la conversión del ateo más famoso del mundo, Newton; ver como la hija del famoso dictador ruso Stalin, Stetlana Stalin, se hizo católica en el 1982, (hay que leer ese testimonio); leer a Pablo Ginés, quien lleva muchos años investigando y trabajando sobre religión y espiritualidad, su libro: “Conversos, buscadores de Dios” que recorre el camino hacia la conversión religiosa de 12 personalidades, entre ellos el actor Gary Cooper y el creador del Kaláshnikov (arma semiautomática Rusa, mortal), leer todos estos casos, reaviva tu fe.

Víctor Martínez te pregunta ¿por qué esperar tener un hijo grave, vivir un desenlace matrimonial traumático, descubrir que estás desahuciado por una enfermedad mortal, estar en lecho de muerte, perder un trabajo o que nos llegue un terremoto, para clamar a Dios?, si siempre lo has ignorado.

 

p://://infoclick.me

 

Tienes suerte de que su misericordia y fidelidad hacia ti es tan grande que de igual manera Él te recibirá con los brazos abiertos.
¿No es más hermoso dejar atrás nuestros traumas, conflictos, decepciones, muchas veces religiosas, perdonar, soltar, liberar y dedicarte a buscar a ese Dios que tienes en tu interior que tanto te ama y que tanto necesitas?

¿Sabes algo?, Víctor Martínez te invita a dar tu brazo a torcer y reconocer a Dios como tu único Salvador, otra cosa será tu vida.

Hasta la próxima.

 

Sobre kelvin Alcantara

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

x

Check Also

REFLEXIONES: ¿Quieres ser grande? Sirve

 AYUDAME A SALVAR UNA VIDA    Hola amigos, ¿qué tal? “El que ...