Home / ACTUALIDAD - 2 / Grito de rabia: “Actúe como Presidente, pare esa vaina”

Grito de rabia: “Actúe como Presidente, pare esa vaina”

Por Augusto Álvarez

Las riendas de la yegua de la delincuencia, al parecer, han causado ampollas en manos de la máxima autoridad, a juzgar por el clamor del padre de una ejecutiva bancaria, asesinada en su propio hogar.

¡Actúe como Presidente, pare esta vaina!, gritó el señor José Campos, padre de Julissa Campos, al observar el ataúd conteniendo el cuerpo de su hija, de 43 años, víctima de la delincuencia.

El llamado fue hecho al presidente Danilo Medina, en cuyo Gobierno la delincuencia está azotando al país.

Agregó el padre de la ejecutiva bancaria que todo el mundo sabe lo que sucede aquí,  “este país está jodido”.

Más adelante reitero el señor Campos, el padre de asesinada Julissa, “este país está jodido, no tenemos seguridad”.

[Este digital cree que llegó la hora, que el presidente Danilo Medina remueva la Policía, de arriba para abajo. Que haga los cambios que la sociedad espera. Que cumpla con lo que dice la Ley Organiza de la institución del orden. Presidente, la delincuencia está acabando con la sociedad. Nuestra Policía se está desgarrando. Haga cambio, o la sociedad se lo cobrará en las urnas.]

Gustavo Hernández, al sentir un extraño ruido, se levantó junto a su compañera a buscar la causa, y el delincuente disparó e impactó a Julissa, que cayó herida de muerte.

La tragedia tuvo lugar en el residencial Las Acacias II, próximo a la autopista de San Isidro, en Santo Domingo Este, al filo de la 1:50 de la madrugada del lunes.

Una fuente cercana al presidente Danilo Medina, reveló que al mandatario ser informado de la muerte de Julissa Campos, de inmediato realizó algunas llamadas, aunque no supo de que trató.

Sobre Augusto Alvarez

Redactor informativo digital

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

x

Check Also

Multitud da golpiza a pipero acuchilló a 3 en La Vega

LA VEGA, R.D. La sangre corrió en esta ciudad, cuando un individuo, ...